Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, facilitarle un acceso más rápido a los mismos y personalizarlos mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra política de cookies

x
Estacion de Bombeo el Torrejon
Transporte y almacenamiento
Planta Depuradora
  • El agua una vez potabilizada es enviada a dos grandes depósitos situados junto a la planta detratamiento en el Conquero. Entre ambos puede almacenar un total de 75.000 m3 y ambos han sido construido recientemente (ente 2008 y  2011), y desde allí se procede a su distribución entre la población directamente de los depósitos y  los sistemas de bombeo, a través de la red arterial y de distribución. La red arterial está integrada por los ramales de mayor diámetro y tiene una longitud de 27,32 Km.; conecta los depósitos con la red de distribución, y cuenta con dos estaciones de bombeo para mejorar la presión en un 30% de la ciudad. Llega hasta el limite de San Juan del Puerto, y al Puerto exterior, en el termino municipal de Palos de la Frontera .
  • A partir de esta red arterial se conduce el agua a la red de distribución, que tiene una extensión total de mas de 300 Km y es la que sirve para dar las conexiones a los abonados.
  • Especial atención merece el esfuerzo que AGUAS de HUELVA presta a la detección de fugas de agua. En la actualidad se cuenta con dos equipos de detección, uno de escucha a través de geófonos, que se utilizan fundamentalmente en horas nocturnas, pues está basado en la detección de sonidos y durante el día los ruidos del tráfico urbano entorpecen su uso, y otro equipo que mediante técnicas de correlación permite situar las fugas entre dos puntos previamente seleccionados.
  • Asimismo, existe un sistema de telecontrol de  red de distibución.  Cuando hay que cortar el agua para alguna reparación, las válvulas o llaves de compuerta aislan este sector. Sectorizar es subdividir la red en zonas reducidas y aisladas entre sí, que disponen de una o varias entradas (las menos posibles) conectadas con las arterias principales o con otros sectores colindantes. Cada entrada debe estar equipada, como mínimo, con un caudalímetro para medir con precisión el consumo total del sector y registrarlo en periodos de corta duración, aunque también puede pensarse en medidores de presión, cloro o cualquier otra característica que se desee estudiar y controlar en la red.
    Pero la sectorización no debe definirse sólo en términos de configuración de red, sino que debe entenderse como un método de gestión permanente. Para ello es imprescindible dotar al sistema de un centro de análisis o de gestión, capaz de recibir y ordenar diariamente los datos obtenidos por los equipos de campo y analizarlos conjuntamente, de forma que se pueda conocer el estado real de funcionamiento del sector. Será este conocimiento el que permitirá la toma de decisiones tanto de mantenimiento, como de explotación e incluso  de inversión.
  • Distribución.
  • Metodos para redcir pérdidas en la red.
  • La sectorización del sistema de redes de agua potable, permite elevar los principales indicadores de calidad del servicio y eliminar los factores exógenos que afectan a la micromedición. Evitar las pérdidas de agua en las redes significa un ahorro importante de agua, de recursos humanos y materiales.
  • EMAHSA vela por el buen uso del recurso. Por ello, efectúa diversas actuaciones encaminadas a controlar las pérdidas de agua en la red o un uso fraudulento dela misma. ¿Qué actuaciones se realiza?
  •  Seguimiento del caudal mínimo nocturno: es el uso más inmediato de la sectorización ya que cualquier variación de este caudal puede ser indicativo de fuga o de mal funcionamiento de la red. El método consiste en revisar diariamente las curvas de caudal de todos los sectores para comparar el valor mínimo del día con el obtenido en los días anteriores. Este seguimiento nos permite generar distintos tipos de alarmas de explotación para cada uno de los sectores de la red.
  •  Regulación de presión: el caudal de fuga es directamente proporcional a la presión de la red, por lo tanto, reducir la presión de forma local cuando sea posible, es decir cuando la demanda es mínima, conlleva una reducción del volumen de pérdidas de fugas latentes en nuestra red. La sectorización nos permite realizar esta regulación de la presión de forma local, limitada únicamente a la red del sector y puesto que conocemos la curva de demanda diaria de cada sector podemos elegir el momento idóneo para realizar la regulación (regulación día – noche, festivos, fines de semana...).
  •  Búsqueda de fugas: podemos distinguir dos tipos de fugas fundamentalmente en la red; fugas latentes (son aquellas que no tienen manifestación externa) y fugas súbitas (son aquellas que si tienen una manifestación externa).
  •  Búsqueda de fraudes y de consumos atípicos: con respecto a los fraudes es necesario realizar campañas que consistan en revisar abonado por abonado su situación con respecto a la empresa suministradora. Una vez realizada la revisión, se llevan a cabo, en los casos necesarios, y en coordinación con los departamentos afectados, aquellas acciones técnicas  administrativas y/o legales necesarias para normalizar la situación de los posibles consumos fraudulentos. Una campaña de fraudes eficaz permite a la empresa suministradora efectuar un registro del agua consumida, un ingreso por dicho volumen, además de concienciar a los clientes en el uso responsable del agua.
  •  Análisis de datos: tiene por finalidad calcular indicadores que nos permitan caracterizar cada uno de los sectores a fin de establecer prioridades en la planificación de acciones de mejora, ya sean prospecciones de fugas o bien inversiones en la red, acometidas o contadores de los abonados.
Oficina  Virtual Factura sin Papel Cita Previa Pago Online Aguas Huelva Acceder a portal de transparencia (se abre en ventana nueva) Enlace a la web dia mundial del agua 2016